5 consejos para traducir páginas web y localizarlas

A pesar de que, hoy en día, más del 50% de la población mundial habla al menos dos idiomas, y que se puede acceder a la oferta cultural de todo el mundo, manejar el lenguaje y los códigos culturales propios de un país resulta un ejercicio más complejo de lo pensado. Por esta razón, traducir su sitio web no será suficiente, habrá que localizarlo y optimizarlo en los buscadores. La localización tiene como objetivo adaptar un contenido a las particularidades lingüísticas y culturales del público de llegada.

Panorama general

Adaptar el vocabulario y la gramática al país de llegada

Para hablar de autos, un sitio web destinado a los españoles hablará de “coches”, mientras que si apunta a los mexicanos o colombianos, el localizador optará por “carros”. También se deberá tener en cuenta la gramática y en particular la manera de dirigirse a los lectores. En un sitio argentino o uruguayo, emplear el voseo en vez del tuteo producirá un efecto positivo en el inconsciente del consumidor que tendrá la impresión de que el sitio se dirige directamente a él.

La importancia de los colores

Un mismo color puede tener un significado diferente según las culturas. Por ejemplo, en Occidente, el color del luto es el negro mientras que en India o en China es el blanco. Para McDonald’s, uno de los pioneros en estrategia de marketing, la elección de los colores no es pura casualidad. La marca tuvo que adaptar su logotipo en algunos países. Por ejemplo, en Francia, la famosa “M” amarilla no es sobre fondo rojo como en los Estados Unidos sino sobre fondo verde. Esta diferencia se explica por el hecho de que en Francia, la marca tuvo que enfrentarse a críticas que asociaban McDonald’s a la comida chatarra y que aceptaban difícilmente su lado industrial. En los Estados Unidos, país de origen de esta cadena de restaurantes, este aspecto de la empresa molestaba mucho menos.

Apostar por las imágenes significativas

Más allá de la estética de las imágenes que le van a llamar la atención al internauta, es esencial que él se identifique con las fotos. Por ejemplo, los lectores de un sitio web destinado a Italia se identificarán mucho más con los protagonistas si tienen un físico típico de la zona mediterránea. Sin embargo, en el mundo hiperconectado de hoy en día, adaptar las imágenes a una cultura en particular puede ofender a algunos y asimismo perjudicar la imagen de la marca. Solo basta con recordar la polémica provocada en el 2012 por IKEA, el gigante del mueble que había borrado a las mujeres de las fotos de sus catálogos de Arabia Saudita. Si bien la marca quiso adaptarse a las costumbres del país, se ganó la ira de los internautas y políticos del mundo que la acusaron de atentar contra los principios de igualdad de género.

Ubicar las informaciones en el lugar correcto

Según estudios de seguimiento de ojos, proceso en el que se evalúa el punto donde se fija la mirada y el movimiento del ojo, la ubicación de las informaciones importantes en un sitio web varía según las culturas. Por ejemplo, la estructura y la densidad de información de los menús cambian de un país a otro. En este caso, puede que los traductores tengan que suprimir o agregar informaciones, o revisar completamente la distribución del contenido, lo que resulta a veces difícil de comprender por el cliente.

Optimizar su sitio web en los buscadores

Hoy en día cuando buscamos una información solemos hacerlo en Internet; por eso es esencial que los robots de los buscadores identifiquen su sitio web para ubicarlo en la primera página de los resultados de Google. Para ello, los robots analizan las palabras clave de su texto, el formato, las etiquetas invisibles al ojo del lector. Además prestan atención a los enlaces externos que apuntan a sus páginas web. Por ejemplo, si un sitio de referencia en su campo remite al suyo, significa que su contenido tiene valor y asimismo obtiene un mejor ranking en los buscadores.

En un mundo calificado de “aldea global” por nuestros estrategas en marketing cuyo objetivo es mejorar la visibilidad de su marca, no alcanza sólo con traducir su sitio web a varios idiomas para diferenciarse de la competencia. La localización y la traducción optimizada en los buscadores son etapas indispensables para alcanzar al potencial cliente.

Periodista, disfruto ejerciendo en Social Media. Community Manager freelance muy volcada en el SEO.